Capítulo 3. Bueno, yo aún me hago pajas con la mano

La película que más he visto en mi vida es El Gran Lebowski (1998). Al menos 270 veces hasta hoy. Curiosamente, siempre encuentro una perla de sabiduría que antes había pasado por alto. En esta ocasión, ha sido este pequeño fragmento:

Que mal traducido al castellano es:

Jackie Treehorn: Las nuevas tecnologías nos permiten realizar cosas muy excitantes mediante el software erótico interactivo. Es el futuro, Nota: electrónico 100%.

El Nota: Bueno, yo aún me hago pajas con la mano.

No conozco mejor metáfora para explicar qué está pasando a día de hoy con el emprendimiento.

El bombardeo continuo (“Emprende. Emprende. Emprende. ¿Todavía no emprendes?”) sobre emprender como solución a todo ha llevado a muchos incautos a lanzar proyectos que ofrecen soluciones marginalmente mejores a problemas que ya estaban resueltos al 95%. 

Estos emprendedores descubren miles de euros más tarde [1] que sólo aquellos que tenían el problema aún sin resolver se plantean adquirir su solución al 99% [2], pero, al final, optan por la solución al 95% (el estándar de facto). Probar algo nuevo marginalmente mejor no justifica la inversión en tiempo, dinero o recursos.

En mi caso, me considero plenamente responsable de haber tomado una decisión inadecuada debido a mi deformación profesional: hago la mayoría de mis compras online y me relaciono con personas que también. Eso me hace necesitar preferya.com en las tiendas online y recibir muchísimo feedback positivo. Sin embargo, fuera del mundo del comercio electrónico e Internet, el resto del mundo aún se hace pajas con la mano y no le importa emplear 5 minutos de su tiempo rellenando el formulario de compra durante su tercera compra online de este año.

¿Y de verdad no me di cuenta de esto hasta ahora? Sí y no, pero eso lo dejo para el próximo capítulo. Ahora hazte una cuenta en preferya.com y deja las manos encima de la mesa.

Lecciones aprendidas:

  • Disrumpe o muere.
  • Tu realidad no es LA REALIDAD. Contrasta tu solución con El Mundo Real.
  • La pereza es una gran fuerza (in)motora. Domina todos los sectores. Es tu mayor competidora. Tendrás que usar un CEBO muy potente.
  • La teoría dice: “emprende solucionando algo que tú quieras ver resuelto”. Mi experiencia me dice: “si vas a emprender, y eres un desconocido, tu solución debe mejorar 10 veces el estado del arte para que te presten alguna atención.” 

Notas:
[1] A diferencia de otros países, aquí comienza a pagarse dinero desde el día 1.
[2] Me he inventado estos porcentajes. Pero seguro que tú, en tu fuero interno, también habrías tomado la misma decisión y por eso te han parecido datos reales. Mi experiencia e instinto me dicen que sólo aquellas soluciones que duplican (o triplican) la mejoría de la solución actual reciben alguna atención y consideración en Europa.

Anuncios
Capítulo 3. Bueno, yo aún me hago pajas con la mano

Un comentario en “Capítulo 3. Bueno, yo aún me hago pajas con la mano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s